Misioneros Oblatos o.cc.ss
lunes, septiembre 28, 2020

PARA ESTA SEMANA DICIEMBRE 15 DE 2019

PARA ESTA SEMANA DICIEMBRE 15 DE 2019

“Siempre alegres en el Señor”
Mis queridos amigos de santa Teresita, de san José, del Carmen de La Habana, del Carmelo de Quito, Carmelitas Cúcuta y de tantas partes del mundo. Mi saludo con los mejores deseos de paz y bien. Una semana en la que estamos invitados a asumir las crisis, los conflictos, las dudas, desde la convicción profunda que Dios camina con nosotros, que nos ama. Una fe que llene de esperanza y de luz la vida.

Puede pasarnos: ¡Jesús nos sorprende!, sus normas, muchos comportamientos no corresponden a lo que esperamos; cuando pensamos tener a Dios en las manos Él se nos escapa; también cuando creemos tener todo claro Él nos sorprende; cuando pensamos que lo que hacemos es lo correcto y digno de imitar Él nos muestra que hay que seguir creciendo, que en muchas cosas debemos convertirnos y que es bueno pensar de los demás desde ellos, juzgarlos desde ellos, entenderlos desde ellos, es decir desde lo que viven, desde el lugar propio de ellos y no desde nosotros.

Hay cosas que no nos parecen:

Eso que perdone a todos, que su misericordia sea por siempre; que pongamos al ser humano por encima de normas; no nos parece que sea amigos de pecadores, de gente que no está con lo normativo de la vida; que se vea reflejado en los niños, en los débiles, en los desnudos, enfermos, encarcelados; definitivamente debemos como Juan el Bautismo preguntar si Él es quien debía venir o no. Muchos prefieren un Dios ideado por el pensamiento que el verdadero Dios Padre, revelado por su Hijo Jesús, en quien hemos puesto la fe, la esperanza, el amor. De Jesús hay que hacer experiencia. Hay que estarse con Él para conocerlo y saber de su proyecto.

Debemos aprender que algunas ideas que tengamos sobre los demás hay que cambiarlas o al menos estar abiertos para hacerlo; no leamos la vida de los demás desde la idea que tenemos de ellos; que las ideas no nos aten de manera que nos impidan reconocer la novedad de los otros. Hay que aprender a “ver”, a salir de nosotros mismos, a vivir de la esperanza. ¡Jesús es el cumplimiento de las promesas de Dios! El que sana ha llegado, la alegría nos desborda.

Jesús ha venido, ha asumido nuestra condición humana.

Jesús muestra el querer del Padre; es el rostro de Dios, que amoroso se acerca a su criatura, a la creación para redimirla, para llenarla de paz, de felicidad. ¡Jesús nos cambia la vida! Encontrarse con Él es descubrir la luz que ilumina las tinieblas; es sentir paz a pesar del dolor y de las situaciones difíciles; es sentir que tenemos vida, que podemos ser restaurados. Jesús la vida de Dios, es el amor de Dios, es la alegría de Dios. Jesús es y debe seguir siendo el que esperamos con alegría cada momento de la vida.

De Jesús hay que hablar, a Jesús hay que predicarlo. De Jesús hay que enamorar a las personas. Pero hay que hacerlo con la pasión de un enamorado, con la fuerza de un apasionado. Tenemos a Juan Bautista como modelo de anuncio: él prepara el camino de Jesús, allana caminos, facilita el encuentro. Juan lo presentó a la gente, de Él dijo que era el Cordero. Juan oyó la voz que en el desierto presentó a su Hijo como el Amado, el predilecto. Y Jesús nos pide que en muchas cosas seamos como el Bautista, pero de manera especial que seamos mensajeros. Jesús nos hace dignos, nos hace grandes en el reino de los cielos.

Acreditemos la palabra con las obras como lo hace Jesús; prediquemos como Juan y que los corazones se dispongan para el Señor que llegan.

Con mi bendición:

P. Jaime Alberto Palacio González, ocd.

PARA ESTA SEMANA DICIEMBRE 15 DE 2019

Más reflexiones del Padre Jaime Alberto Palacio González, ocd

Fuente: http://ow.ly/ruyZ50xAnV8

PARA ESTA SEMANA DICIEMBRE 15 DE 2019