Viernes, diciembre 02, 2016

19. VISITA A MARÍA SANTÍSIMA

 VISITA A MARÍA SANTÍSIMA

Dulcísimo Corazón de María, Reina hermosa, Madre querida y Señora absoluta de todo nuestro ser, venimos humildemente ante Vos para proclamar vuestras alabanzas, recordar vuestras grandezas, e implorar vuestras maternales bendiciones. Penetrados del recuerdo de vuestros beneficios, queremos consagrarnos, más y más a vuestro amor y servicio y propagar vuestra devoción con todas nuestras fuerzas. Enseñadnos con vuestro ejemplo a adorar y amar a Jesucristo y a inmolarnos por su amor. Haced de toda nuestra vida un ejercicio constante de acción de gracias a la munificencia divina, de incesante reparación por el pecado y de no interrumpida súplica por todos los hombres. 

Con vuestra eficaz mediación, reconciliadnos con vuestro Hijo, recomendadnos a vuestro Hijo, abogad por nosotros ante vuestro Hijo. Solícita Madre de la Iglesia, permitidnos el poder deciros: "Bajo tu amparo nos acogemos, Santa Madre de Dios, no desprecies nuestra súplicas que te dirigimos en nuestras necesidades, antes bien, Iíbranos de todos los peligros, Virgen gloriosa y bendita".

Amén.

 

 

Fuente: Manual de Piedad Misioneros Oblatos

Volver al Manual de Piedad